Aceite, vino y salazones hispanos en Oberaden

  • Horacio González Cesteros
  • Bettina Tremmel
Palabras clave: Campamento militar, Lippe, Augusto, ánfora, importación

Resumen

Durante los primeros momentos de la presencia romana en tierras del Rin, Augusto y sus generales intentaron ampliar los dominios de Roma, lanzándose a la conquista de los territorios situados entre el Rin y el Elba. En los relatos de los escritores antiguos ya se mencionan las campañas que Druso, lugarteniente de Augusto, llevó a cabo desde el año 12 a.C., hasta su muerte en el 9 a.C. La arqueología ha confirmado ampliamente esta visión, sacando a la luz varios de los campamentos utilizados por las tropas. Oberaden, con una extensión de 56 hectáreas y situado en el mismo centro del valle del Lippe, es uno de los más importantes.

Desde las primeras excavaciones a comienzos del siglo XX, pudo constatarse la llegada de productos típicos de la dieta y costumbres mediterráneas gracias al hallazgo de numerosas ánforas procedentes de todos los rincones del mundo romano, si bien especialmente de Hispania. En este trabajo, pretendemos mostrar el alcance de las importaciones de aceite, vino y salazones hispanos, mediante el estudio del volumen anfórico del material de las excavaciones efectuadas bajo la dirección de J-S. Kühlborn durante los últimos veinticinco años. Ello nos ha permitido ahondar en los resultados que en su momento presentó S. Loeschcke, y de observar con mayor nitidez el papel de la península Ibérica en el abastecimiento del ejército romano durante las campañas de expansión hacia el Elba.

Publicado
22-06-2015
Sección
Estudios