INFLUENCIA DE LA TEMPERATURA SOBRE EL DESARROLLO Y CRECIMIENTO MUSCULAR DE LA LUBINA, Dicentrarchus labrax L.

  • Mª. D. Ayala
  • A. López Albors
  • F. Gil
  • E. Abellán
  • A. García Alcázar
  • I. Abdel
  • R. Latorre
Palabras clave: lubina, músculo, desarrollo, crecimiento, hiperplasia

Resumen

La presente revisión recopila los principales resultados hallados en la lubina, referidos al efecto de la temperatura (Tª) sobre el desarrollo larvario y el crecimiento muscular a lo largo de las diferentes etapas de su ciclo biológico.      Durante las fases iniciales de desarrollo, las altas Tªs aceleran el desarrollo embrionario y larvario de la lubina, aunque este hecho no siempre se acompaña de un mayor crecimiento corporal y del miotomo al final de cada estadío de desarrollo. Durante la fase vitelina de esta especie predomina la hipertrofia fibrilar, siendo dicho parámetro el único que manifiesta cierta influencia de la Tª durante este periodo.      Con el comienzo de la alimentación exógena, incrementan ambos parámetros fibrilares: hipertrofia e hiperplasia fibrilares. Las altas Tªs aumentan ambos parámetros, aunque el efecto es más significativo sobre la hiperplasia. Al final de cada estadío de desarrollo (fase vitelina y metamorfosis larvaria), la lubina presenta diferencias intraespecíficas en la respuesta frente a la Tª. Tales diferencias se manifiestan en una diferente contribución relativa de la hipertrofi a e hiperplasia fibrilares al total del miotomo, lo que puede estar asociado a diferencias genéticas.      Por otra parte, la aplicación de altas Tªs durante las fases iniciales de desarrollo ejerce un efecto positivo sobre el crecimiento muscular en estadíos larvarios posteriores y comienzo de la fase postlarvaria, aunque dicho efecto se pierde progresivamente. En el periodo estival, alevines de 15g cultivados siempre en agua a Tª ambiental, presentan un crecimiento muscular muy elevado, lo que les permite al final del verano adquirir el mismo número y tamaño fibrilar que ejemplares previamente cultivados a mayor Tª. Posteriormente, la aplicación de incrementos de Tª durante el periodo invernal determina un mayor crecimiento hiperplásico de los juveniles de lubina, con respecto a los peces mantenidos a Tª ambiente. No obstante, al final del 2º verano (≈ 350g) la constitución fibrilar vuelve a equipararse en todos los peces, con independencia del tratamiento térmico previo.

Biografía del autor/a

Mª. D. Ayala
Departamento de Anatomía y Anatomía Patológica Comparadas Universidad de Murcia
A. López Albors
Departamento de Anatomía y Anatomía Patológica Comparadas Universidad de Murcia
F. Gil
Departamento de Anatomía y Anatomía Patológica Comparadas Universidad de Murcia
E. Abellán
Instituto Español de Oceanografía Centro Oceanográfico de Murcia
A. García Alcázar
Instituto Español de Oceanografía Centro Oceanográfico de Murcia
I. Abdel
Instituto Español de Oceanografía Centro Oceanográfico de Murcia
R. Latorre
Departamento de Anatomía y Anatomía Patológica Comparadas Universidad de Murcia
Sección
Revisiones